1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

La vendimia 2017 en Ribera del Duero

A pesar de que solo estamos en septiembre, la vendimia 2017 ya está casi a punto en Ribera del Duero. Te explicamos las razones de su adelanto y qué esperar de esta cosecha.

Viñedos a punto para la vendimia 2017

Viñedos a punto para la vendimia 2017

Aún es septiembre y la vendimia 2017 está ya a la vuelta de la esquina. Las circunstancias climatológicas de este año han adelantado la maduración de la fruta, y los viticultores castellanoleoneses se preparan para recoger la uva con la que se crearán los nuevos vinos Ribera del Duero.

El pistoletazo de salida de la cosecha se producirá en los próximos días, cuando los enólogos estimen que es el momento adecuado. Para decidir cuándo ha llegado ese momento, se apoyarán en la cata y la analítica de las uvas.

Días antes de la vendimia, el enólogo de Bodegas Raíz de Guzmán, Ignacio Figueroa, hace un análisis de la inminente cosecha en la Ribera del Duero.

Motivos del adelanto de la vendimia 2017

“Normalmente, la vendimia en Ribera del Duero tiene lugar alrededor del Pilar, es decir, el 12 de octubre”, explica Figueroa. Con esa fecha como referencia, la recolecta de uva suele producirse entre el 6 y el 20 de octubre. Sin embargo, este año se espera para la última semana de septiembre.

Hablamos, por tanto, de una cosecha temprana. El enólogo de Bodegas Raíz de Guzmán asocia ese adelanto con dos circunstancias climatológicas fundamentales. La primera es que ha hecho “un calor excesivo” acompañado de sequía. Esas circunstancias hacen que la maduración se adelante.

La segunda es la helada que tuvo lugar esta primavera en Ribera del Duero, concretamente el 28 de abril. Esa helada “arrasó la brotación”, obligando a las plantas a rebrotrar. “Eso conlleva que hay muy poca producción con el mismo sistema foliar”, esto es, que la planta concentra sus esfuerzos sobre menos uvas, lo que también “adelanta la maduración”.

El enólogo cuenta: “Las hojas de la vid fotosintetizan los rayos del sol, los convierten en hidratos de carbono y los transportan al racimo”. En los viñedos Raíz de Guzmán hay ahora “una pared vegetal muy amplia que valdría para tener mucha más carga”. Es decir, que la planta es frondosa y podría dar alimento a más uvas.

Esa reducción en el número de racimos tiene su parte positiva: los nutrientes se concentran en menos racimos: “Pruebas esta uva y está buenísima. El sabor, los aromas y el color del hollejo son increíbles”.

Una cosecha buena

A pesar de las adversidades a las que se han tenido que enfrentar los viñedos este año, Ignacio Figueroa espera que haya una cosecha buena, “pero sin tirar cohetes”. El nivel de excelencia merma un poco cuando no se produce el ciclo habitual; el adelanto del momento de la vendimia influye sobre el resultado. No obstante, las impresiones del enólogo son positivas.

Artículos relacionados

La maduración de los viñedos Raíz de Guzmán.

Los viñedos de Bodegas Raíz de Guzmán renaces tras la helada.

De la vegetación a la maduración: fases de la vid.

 

5 opiniones en “La vendimia 2017 en Ribera del Duero”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *